La bomba de vacío para el pene es un juguete erótico que tiene usos tanto médicos como exclusivamente eróticos. Los hombres con disfunción eréctil pueden usar este juguete, bajo prescripción médica, para estimular la erección y así alcanzar el mantenimiento de relaciones sexuales.

En muchos lugares se ha publicitado la bomba de vacío para pene como un instrumento para conseguir un aumento del tamaño del pene definitivo. Nosotros no queremos caer en dicha exageración. De hecho, el uso regular de este juguete puede ocasionar fracturas, riesgos vasculares o úlceras. Pero sí podemos destacar que es un juguete para adultos idóneo para experimentar y conseguir una erección más dura y prolongada de manera ocasional y siempre y cuando se realice de manera controlada y con un juguete sexual de primera calidad. Los mejores modelos están diseñados para producir una presión limitada y controlada que, en todo caso, previene de un posible dolor peniano.

La bomba de vacío consta de tres partes: un tubo de plástico, unas bandas de constricción y el mecanismo de la bomba propiamente dicho. Ahora bien, ¿cómo se usa?

Primeramente hay que lubricar el pene. Una vez lubricado, hay que introducirlo en la bomba de vacío. Una vez introducido allí, y mediante un sistema de bombeo manual o mecánico, se extrae parte del aire del cilindro, originando, así, una presión negativa. Esa presión negativa que se origina en la bomba de vacío hace que se produzca una entrada de sangre en los cuerpos cavernosos y en los conductos eréctiles del pene. El efecto directo de esta entrada de sangre es la dilatación del mismo, es decir, su erección. Una vez conseguida, esta erección puede mantenerse durante más tiempo con la ayuda de un anillo para el pene.

Gracias al uso de la bomba de vacío para el pene, el pene puede mostrar una erección mucho más aparente y duradera. Eso sí: siempre hay que tener una serie de prevenciones antes de proceder a su uso. Por ejemplo: no es recomendable si se padece anemia falciforme o se toman anticoagulantes. También debemos detener su uso si se siente un entumecimiento o enfriamiento en el pene cuando se aplica el anillo constrictor, si notamos ardor o dolor en el pene o si, tras iniciarse en el uso de la bomba de vacío, se comienza a sentir un retraso demasiado evidente o una cierta incapacidad para eyacular.

Empleada de un modo conveniente, la bomba de vacío es un maravilloso juguete sexual para añadir un extra de sensibilidad y excitación a tus juegos sexuales.

Si estás interesado en las bombas de vacío para pene puedes encontrar un amplio abanico de ellas en nuestra página sexshopdreams.com.